Cómo limpiar y cuidar la tarima flotante

Si cuentas con tarimas flotantes en tu hogar, tenemos varios trucos que debes conocer para disfrutar al máximo de tu suelo y de tu hogar.

Hemos preparado varios consejos que te ayudarán a que la tarima flotante de tu casa se mantenga en las mejores condiciones durante todo el año. Tal vez conozcas alguno de nuestros trucos, por eso, te animamos a dejar en los comentarios tus propios consejos. ¡Cuéntanos cómo cuidas de tu tarima flotante!

Sigue leyendo para descubrir los mejores trucos de limpieza y cuidado de tarimas flotantes. Son ideas que puedes aplicar sobre la tarima flotante de cualquiera de las habitaciones de tu hogar.

 

Contar con aceites específicos es una opción ideal

Te aconsejamos que al finalizar con el lavado de tu tarima flotante, incluyas una película de aceites específicos para suelos laminados pergo, un detalle realmente fundamental para que la durabilidad de este tipo de suelos se mantenga en el tiempo.

Además, los aceites para tarimas flotantes están preparados para eliminar marcas o rayaduras por el zapato e incluso manchas que se hayan podido ocasionar en la tarima flotante de tu hogar.

 

Limpia tus tarimas flotantes con poca frecuencia

No nos referimos a que debes limpiar poco tus suelos, todo lo contrario, te aconsejamos un lavado semanal o cada tres días en seco. En cambio, debes aumentar la frecuencia de lavado cuando friegas el suelo.

Como sabes, la humedad es mala para la madera, por este mismo motivo, te aconsejamos que pases la fregona dos veces al mes y que realices limpieza en seco de tu tarima flotante cada tres días. De este modo, conseguirás alejar la humedad de tus suelos, aumentando su duración en el tiempo y sus condiciones.

 

Combinados para la tarima flotante

Existen ciertas bebidas y refrescos que pueden ser perfectas para la limpieza de tu tarima flotante. Sobre todo, cuando se ha incrustado en ellas un chicle o un caramelo traído de la calle. Para ello te aconsejamos que pruebes en una esquina pequeña, de este modo, puedes asegurarte que la bebida no deja huella en tu tarima flotante.

Utiliza combinaciones de agua con vinagre y bicarbonato, o con limón, e incluso refrescos de cola o agua con gas, para deshacerte de las peores manchas de tu tarima flotante.

Si en algún momento se derraman bebidas alcohólicas sobre tu tarima, te aconsejamos que las limpies en el instante, ya que, este tipo de bebidas puede dañar la capa de barniz de tu tarima flotante.

Los comentarios están cerrados.